El candidato comunista-vs-el candidato demócrata

Por: Iván Olaizola D’Alessandro

Será que vamos a esperar que nos pongan chips hasta en el cuerpo.

Pido excusas a mis asiduos lectores si les parezco terco con el tema. Es posible que sea un obcecado con lo de que el teniente coronel felón es comunista. Pero es que no solo el comandante de allá protector del comandante de acá, dijo en clara e inteligible voz ante una pregunta de una periodista del “canal de todos los venezolanos” que “el socialismo del siglo XXI es comunismo”, sino que todas las acciones, actos, decisiones, leyes y normas de este gobierno son inspiradas en lo que se hacia en la URSS, en los países de la Europa del Este y más específicamente en Cuba. El discurso del jefe del proceso y de los altos personeros del gobierno es un discurso comunista. Si se revisa el currículo político de la mayoría de los integrantes del gobierno, a todos los niveles, encontraremos que son comunistas. Adán es comunista. Adán concientizó a su hermano. Elías y Ali son comunistas. Y además de comunistas la mayoría fueron guerrilleros. Las amistades del gobierno son fundamentalmente comunistas. Los del Foro de Sao Paulo, recientemente reunidos aquí y que nos costó una boloña de plata, son comunistas. Las comunas son comunismo. Las milicias son grupos armados paramilitares al mejor estilo comunista. Los colectivos armados son comunistas. El acoso a la propiedad privada es una táctica comunista, al igual que las invasiones y expropiaciones. La negativa de firmar contratos colectivos, acabar con los sindicatos y gremios eso es comunismo. Quitarle la autonomía a las universidades es comunismo. Intentar acabar con la educación privada es comunismo. Atacar a los bancos, industrias y comercios privados eso es comunismo. Tratar de controlar todos los centros de acopio de alimentos es una vía comunista para controlar todo. El exacerbado culto a la personalidad es comunismo. Obligar a todos los empleados públicos a asistir a marchas y concentraciones y adorar al líder eso es comunismo. La ideologización de la FAN se esta haciendo al mejor estilo comunista. Los recientes desfiles militares se hacen exactamente como se hacían en la URSS y se hacen en Cuba y en Corea del Norte. La propaganda en todas las instituciones públicas, los retratos de líder máximo, es purito comunismo. Los ataques a la iglesia, el daño a imágenes religiosas, a curas, eso es comunismo. Poner chips en los vehículos es control al mejor estilo cubano. La hegemonía comunicacional eso es tratar de controlar a la población, y eso es comunismo. Un solo partido es comunismo. Un solo líder es comunismo. Un líder eterno es comunismo.


Por todo lo anterior y mucho más, sigo sin entender por qué no se le dice esta verdad clarita al pueblo. Hay que decirle que lo que vamos a escoger el 7 de octubre es entre el comunismo más arcaico, obsoleto, criminal, destructor de la personalidad de los pueblos, de la individualidad del ciudadano y la negación de sus derechos y la democracia. La primera la representa el militar comunista, entrenado por los hermanos Castro, en la Cuba del “mar de la felicidad”, amigo íntimo de cuanto tirano existe y la otra la representa el candidato de la oposición democrática venezolana. El 7 de octubre, dependiendo del resultado, puede ser el último acto democrático, el último domingo de votaciones. Y esto hay que decirlo, hay que gritarlo, sin miedo. En el camino del país, el 7 de octubre, encontraremos una “Y”, a un lado estará el camino hacia la oscuridad comunista y en el otro lado el camino de la claridad de la democracia. Tremenda decisión a tomar. Insisto, creo que nuestra dirigencia debe decirle eso a los votantes. El 8 de octubre es un punto de quiebre de la historia venezolana. Así de simple.


Iolaizola@hotmail.com

 

Regresar a LogicOnline

 

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: